Transformarse

No es convertirse en alguien nuevo, es llegar a ser uno mismo.

¿Te atreves a ser tú?
Para ello tienes que empezar a pensar en lo que a ti te gusta, descubrir que es lo a ti te hace feliz.
Como diría Virginia Woolf, “Los ojos de los demás son nuestras prisiones, sus pensamientos nuestras jaulas”.
Ser libres es asumir que tu felicidad puede no satisfacer a los demás. Vivir para agradar a los demás puede malograr el que descubras quién eres.

Tú eliges.

Besos y Abrazos

Montse Parejo

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *