Desde que empecé mi actividad psicológica con pacientes con cáncer, me apasiono el uso del relato para exponer otra forma de vivir nuestra vida, nuevas ideas, nuevos caminos, donde el paciente de una forma muy sutil pudiera externalizar sus problemas sin sentirse intimidado a través de la metáfora. Siempre estos relatos los he acompañado de una reflexión para acercar al paciente y a su familia, contenidos psicológicos.

Todo esto me llevo a crear en el 2009 mi blog “Relatos para pensar” www.losrelatosdemontse.blogspot.com y en el 2015 a la publicación de mi primer libro “Relatos para pensar y crecer”.

Y hoy en junio del 2018 me permito la licencia de crear un espacio más interactivo, que os permita tener un trato más directo conmigo.

Relatos

Leer online



Buda había estado caminando durante cuarenta años con una luz y miles le habían seguido. Ahora se estaba muriendo. Un día por la mañana dijo: – «Éste es mi último día. Si tenéis algo que preguntar, preguntad «. El momento había llegado, ahora seguiría su propio camino. Una infinita oscuridad rodeó a los que allí estaban. Ananda, el principal discípulo de Buda, empezó a llorar como un niño, casi enloquecido. Buda le dijo: – «¿Qué haces Ananda?» Éste le dijo: – «¿Qué vamos a hacer ahora? Estabas aquí, seguíamos tu luz. Estábamos a salvo, nos sentíamos seguros y habíamos olvidado por completo que existía la oscuridad. Siguiéndote, todo estaba claro. Cuarenta años y ahora nos dejas en una oscuridad completa. ¡No nos dejes en la oscuridad! ¿Qué sucederá cuando te hayas ido? Estaremos perdidos para siempre». Y empezó a sollozar […]

Un discípulo no terminaba de comprender. Cada vez que tenía una contrariedad se desesperaba, se abatía o incluso se hundía en el mayor desánimo. Sin embargo, su maestro, imperturbable, siempre le decía: – ¡Está bien, está bien! El discípulo se preguntaba si al maestro nunca le sucedía nada desagradable o nunca padecía ninguna contrariedad, pues decía con ánimo sosegado: ¡Está bien, está bien! Intrigado, el discípulo le preguntó un día: – Pero ¿es que nunca te enfrentas a situaciones que no pueden ser resueltas? No comprendo por qué siempre dices “está bien, está bien”, como si nada adverso te ocurriese nunca. El maestro sonrió y dijo: – Sí, sí, todo está bien. – Pero ¿por qué?, preguntó soliviantado el discípulo. – Porque no puedo solucionar una situación en el exterior, la resuelvo dentro de mí, cambiando mi actitud. Ningún ser […]

Este cuento está inspirado en una historia del libro “El arte de combinar el SI con el NO”, de Ricardo Bulmez. Lola, experta antropóloga, invitó a su amigo Juan a una excursión para ver a los gorilas. Una vez que los dos estaban montaña adentro, Lola iba vigilante y pendiente de sus prismáticos listos para divisar a cualquier gorila. Pero el amigo iba mirando nerviosamente para todas partes y sobre todo al suelo. ¡Lola! – grito Juan, ¿aquí hay culebras? No, no hay, respondió Lola con mucha firmeza. Pero el inexperto Juan continuó nervioso, temía la aparición de alguna serpiente. Sorprendido ante algo que pisaba y se movía, gritó despavorido: “¡Lola una culebra!” ¡Eso no es una culebra, eso es una rama! Dijo Lola sin dejar un momento de estar atenta. Pero el aficionado Juan sumamente asustado y sudando de […]