Orden de entrada ante un problema

No podemos dejar de preocuparnos, diríamos que la “preocupación” forma parte de la condición humana. Lo tóxico comienza cuando la preocupación está presente constantemente en nuestras vidas porque de una manera u otra no sabemos cómo ocuparnos de ella.

Casi todas las cosas que nos preocupan no ocurrirán jamás.

Ya lo dice un proverbio chino, “Si tienes un problema que no tiene solución, ¿para qué te preocupas? Y si tiene solución ¿para qué te preocupas? Si algo tiene solución has de pasar de la preocupación a centrarte en la acción, en aquello que puedas hacer, y si no tiene solución hemos de pasar a la aceptación para poder seguir adelante.

Podríamos decir que cuando estamos centrados en esa preocupación reiterada y cansina es como si fuésemos por la vida caminando con un paraguas abierto todo el tiempo esperando a que llueva, sin darnos cuenta que lo único que estamos consiguiendo es obtener un cansancio abrumador.

La preocupación no deja de ser una idea que tu mente te ofrece, te lleva a plantearte los pros y los contras, tus miedos a vivir algo que aún no se ha dado, sin pararte y observar, que si cambias la manera de ver esa preocupación, la vida te estaría dando la posibilidad de contemplar cuánto miedo tienes a qué se de eso que tanto temes, te conviertes en un esclavo , tratando por todo los medios que eso que tanto temes que ocurra, no se dé, sin darte cuenta, que de esta manera no estás viviendo tu vida, ese temor, es lo que no te permite vivir tu vida, la que no te deja vivir la vida, es tu preocupación, no tu vida.

Tu vida se te manifiesta en cada momento para que la vivas, eres tú el que le dices, que “así no”, “la quiero vivir, pero no la quiero vivir si pasa tal o cual cosa”.

Es imposible que seas feliz si te pasas la vida frustrado por cosas que no puedes cambiar. La solución está en la ACEPTACIÓN.

La pregunta que me nace hacerte sería:

Si no tuvieras miedo ¿Qué harías?

Besos y Abrazos

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *